Mes: octubre 2020

Melilla se une a ViveCNP

En nuestro anhelo de mejorar nuestras actividades y expansión por el territorio nacional, estos días se incorpora a nuestro recurso psicosocial Alberto, que va a ser quién va a orientar  a los compañeros en Melilla. Estos son nuestros servicios:

  • Prevención de riesgos laborales psicosociales.
  • Estudio de la salud mental laboral: siniestralidad, violencia en el trabajo, conciliación estrés, burnout.
  • Asesoramiento psicolaboral.
  • información y formación del agente.
  • Colaboración con la DGP en prevención de riesgos psicosociales.

Con esto son ya cinco CCAA en las que estamos presentes: Andalucía, Baleares, Canarias, Galicia y Melilla.

Continuar leyendo

AGRESIONES A POLICÍAS

La Asociación Profesional de Policía en 2010, informa que se produce una media de 10.815 agresiones a policías cada año, es decir, diariamente 30 policías son agredidos cuando cumplen su deber. Una tendencia que está en alza. En otras palabras el 60% de los policías de nuestro país han sido agredidos en alguna ocasión.
Para esa asociación la justicia condena a menos de la mitad de los detenidos por agresiones a policías, de ellos un porcentaje inferior al 1% ingresan en prisión, por lo que la mayoría de los detenidos por estos hechos no son tan siquiera condenados.
El delito de atentado contra agente contra la autoridad viene reflejado en el código penal en el artículo 240. «Son reos de atentado los que agredieren o, con intimidación grave o violencia, opusieran resistencia grave a la autoridad, a sus agentes o funcionarios públicos, o los cometieren, cuando se hallen en el ejercicio de las funciones de sus cargos o con ocasión de ellas».
Hace falta completar con recursos las Unidades Básicas Sanitarias de la DGP así como un plan de Salud Mental, para valorar e intervenir con calidad los eventos traumáticos de los agentes (atentados, agresiones, ser testigo de muerte de compañeros..) que inciden negativamente en el terreno personal y laboral del policía… y por ende en la calidad del servicio.

Continuar leyendo

TRABAJANDO CON VÍCTIMAS

La implicación emocional que tienen los policías a la hora de trabajar con víctimas puede derivar en una afectación física y psicológica, veamos algunos riesgos:

  • Contaminación psicológica: se refiere al exceso de implicación emocional que el agente tiene con respecto a la persona que atiende.
  • Sobre-identificación: alude a un grado de identificación con la víctima, que supone e el policía toma decisiones por ella o intenta que ella las acepte, aunque no se vea capaz de llevarlas adelante.
  • Fracaso: la ausencia de resultados, crea una sensación de frustración en el profesional, que puede llevarle a intervenir desde el escepticismo, restando efectividad a cualquier intervención.
  • Burnout: aparece como consecuencia de todo lo anterior, cuando se desequilibran las expectativas individuales del profesional y la realidad del trabajo diario, junto con un inadecuado afrontamiento del conflicto.

Para combatir estos efectos es conveniente mantener una distancia emocional, adquiriendo habielidades y conocimientos necesarios. Respetar a la víctima apoyándola a lo largo del proceso de toma de decisiones, hacer una definición realista de las metas a alcanzar por las víctimas… A los policías deberían darle formación en habilidades de afrontamiento para mitigar las fuentes de estrés del trabajo con víctimas, sesiones de diebrifing con compañeros, jefes y profesionales, , concoer los propios límites que pueden interferir… Estas son parte de las medidas para que el agente tenga un EPI emocional a la hora de trabajar, sin descuidar otras intervenciones de mayor calado si fueran necesario…

Continuar leyendo